viernes, 16 de diciembre de 2011

El comando de la motosierra ataca de nuevo

“Sólo cuando se haya talado el último árbol, esté envenenado el último río y se haya capturado al último pez, nos daremos cuenta de que no podemos comer dinero”
(Proverbio indígena Americano)

Hace poco más de un mes denuncié en este mismo blog el crimen de la motosierra. Nuevamente tenemos que lamentar en Ibi otro atentado contra el medio ambiente, contra nuestro patrimonio natural y paisajístico, causado por la misma banda de desaprensivos, gentuza sin escrúpulos que no respeta a nada ni a nadie. Es preocupante la inusitada frecuencia con la que en nuestra Villa se comente este tipo de acciones violentas, precisamente contra quienes más indefensos están, contra seres vivos anclados a la tierra sin posibilidad de defenderse.

La víctima en este caso han sido dos grandes pinos que había en unos bancales, justo al lado de donde estaba hasta hace unos años la "Caseta Mora", allá por el Puente Picó, justo detrás de las naves de Palau Hermanos y Talleres Santa Lucía. Aquella zona se está urbanizando actualmente, parece ser que se quiere instalar allí una gran superficie y los dos veteranos ejemplares de pino estorbaban en el proyecto.

Han sido numerosos los ejemplares talados en aquella zona, pero milagrosamente éstos dos árboles se habían salvado de la motosierra. En la última Comisión de Urbanismo dejé constancia expresa ante la Concejal responsable de un ruego: que se estudie el proyecto de urbanización y que se haga lo posible para que esos dos ejemplares monumentales queden integrados. De poco ha servido mi ruego a juzgar por la imagen que encabeza esta entrada, aunque me comentó Amparo Pina que la primera sorprendida por la noticia ha sido ella (no me extraña, pues hace apenas unos días aseguraba que intención era evitar la tala de estos pinos).

Hace unos días ya tuve un mal presentimiento. Cuando me enteré de lo que estaba pasando en aquella zona con la desaparición de gran cantidad de arbolado, me acerqué y tomé la segunda de las fotografías que adjunto, sospechando que, quizás, iba a ser la última imagen que quedará en nuestras retinas de esos árboles que nos vieron crecer.

Personalmente, me duele en especial la desaparición de estos pinos. Os contaré que a su sombra he pasado una pequeña parte de mi infancia. Los propietarios de la "Caseta Mora", Pepe y Tere, eran buenos amigos de mis padres y su casita estaba siempre a disposición de la cuadrilla para cualquier celebración. Allí nos juntábamos varias familias, hacíamos "gaspachos", allí nos comíamos la "mona", allí se jugaba a las cartas hasta que se hacía de noche, ¡qué pena!

Pensando que mi amiga Tere tendría alguna foto del lugar, me puse en contacto con ella y le agradezco que me remitiese esta tercera imagen, con ese bonito paisaje nevado en el que se aprecia aquella entrañable masía. Imagino que ella habrá sentido mucha más pena que yo y desde aquí le mando un saludo. Nos vamos haciendo mayores y nos duele perder las referencias que hemos tenido en nuestra vida, es como si nos amputaran un trozo de memoria.

19 comentarios:

Mari dijo...

Compartisc totalment esta entrada, els records i l'estima pel lloc i els moments allí passats.

No entec res! Vols dir que a Ibi teniu tècnic de medi ambient, catàleg d'arbres importants, agenda 21, sentit comú...? Bé, massa sé que a Ibi la majoria teniu sentit comú i això encara ho fa tot, més incomprensible.

Anónimo dijo...

ahora la concejal de turno hara cara de bona chiqueta y dira que habrira una investigacion, pero el PI ya no esta.QUINA POCA VERGOÑA ¿ASO NO ES POT DENUNCIAR?

Raul Sosa dijo...

Habla más fuerte …..

Gracias a mi trabajo mis oídos comienzan a fallar y eso se debe a estar toda mi vida rodeado de máquinas, es algo comprensible y asumible.
De este tema que comentas hace tiempo que varios comentaristas estamos tratando de hacer entender que aunque no parezca la situación es grave, ya que no es solo la apariencia que da la naturaleza sino como afecta en nuestra rutina diaria.
Te comente hace varios meses lo de los maceteros y su vegetación, donde ahora solo hay plantas secas, y como ese ejemplo muchísimos, y en pueblo relativamente pequeño.
Las autoridades están lejos no pueden escuchar, o les importa un bledo lo que opinen sus votantes.
Hace un par de días escuche a la representante máxima del pueblo diciendo que no tiene ni idea del tema de las luces, cuando hace un mes y medido escuche a alguien por el mismo medio explicando que reprogramarían los horarios de la iluminación para ahorrar energía.
Lo más grave que nadie, ni oficialismo ni oposición tiene idea que sucede, pero hace un par de días que las luces comienzan a estar cumpliendo su función en el horario más habitual, y seguramente tampoco nadie sabe nada de este cambio.
Parece que la distancia de los políticos al pueblo se agranda y los gritos no se escuchan.


allí donde alcé mi rabia pa demostrar que existía
allí, donde la porfía es tan solo subsistir
allí aumenta mi sentir de lucha y de rebeldía
en el mismo medanal, el mismo cerro y llanura
allí en la misma espesura; río, cuchilla o salitre
cada vez se agranda el buitre mientras se achica el que suda

J Larralde.

Que no vaya bien a todos, que nos lo merecemos!!

Santi dijo...

Quan el progrés passa per damunt de qualsevol que es pose per davant, ja no és progrés, és una altra cosa. Era necessari talar estos pins? Perquè segurament, atenent a criteris tècnics, si. Però els criteris tècnics ja han demostrat moltíssimes vegades que són erronis.

El pi té un problema: no és transpantable. Això fa que tinga que ser tallat. El seu segon pecat és que és molt abundant: hi ha molts pins! Si en compte d'un pi fora un til·ler, o una savina, un altre destí haguera tingut l'arbre. Però com són dos vulgars pins, el seu destí és la motoserra.

Crec que és un error, que era possible mantindre i integrar estos pins en la urbanització. Una llàstima.

Anónimo dijo...

Esos pinos tendrían más años que cualquiera de los vecinos de Ibi. Estaban allí antes de llegar nosotros y deberíamos haber hecho lo posible por mantenerlos para nuestros hijos.

JM.G dijo...

Es mas facil cortar por lo sano que calentarse la cabeza en intentar salvar los arboles, lo unico que nos espera con este proyecto es tener otro "Alamí" en Ibi..., y ya van tres o cuatro... Aqui lo que importa es urbanizar sea como sea... para que despues no se use para nada..., bueno sí... para poder andar y disfrutar de los paisajes tan bonitos que quedaran... cemento, tierra, matorrales, farolas apagadas y rotas,...

Enrique dijo...

Lo que no llego a entender todavía es el afán urbanizador del ayuntamiento en particular y de los gobiernos en general, sobre todo de la rama peperil. La población de Ibi está decreciendo, hay multitud de viviendas vacías, tanto nuevas como de segunda mano. Hay otras muchas que se están haciendo nuevas y el casco antiguo cada vez peor... y lo que es más importante, la gente no tiene ni un duro para comprarlas, ni intención de ello.

Y es que, con la cantidad de suelo urbanizable que se espera tener, el municipio se multiplicaría por dos, cosa insostenible, innecesaria e improbable… quizás habría que decirle a la alcaldesa que muchos no queremos vivir en una “Ciudad”, sino en nuestro pueblo y que desarrollo no tiene porque ser igual a crecimiento desmedido.

Mi pareja es de otro pueblo, llevamos juntos 6 años y le entristece mucho ver en lo que se está convirtiendo el pueblo, es imposible que la gente de Ibi no sienta por lo menos lo mismo.

Como diría Mourinho ¿Por qué?

Selector de noticias dijo...

La UE condena a España por el impacto de una carretera de Aguirre

Se incumplieron dos directivas sobre protección del medio ambiente en la M-501

Anónimo dijo...

Tranquilo Basseta, pondrán dos pinos artificiales, con luces led que se verán desde la Luna ... ¡manda cojones!

Juan Mompeán Esteban dijo...

Al SEPRONA directamente, hay que denunciar esas cosas.

Rosa dijo...

Te he escuchado en la radio. Yo tampoco consigo habituarme a que me cambien la clorofila de los pinos por el "aroma" del césped de plástico. Nos vemos el sábado.

Molinera dijo...

Sinceramente Basseta, con cariño te lo digo, hay temas mucho más importantes que preocupan más a los ibenses que esos dos pinos.

Anónimo dijo...

De verdad que es una pena. No se que haremos con tantas urbanizaciones vacías.

Anónimo dijo...

Leo en tu blog , que han sacrificado esos dos pinos , pero lo realmente serio es que han sido muchos más de dos.Ha sido una masacre lo que han hecho.Habia pinos con tantos años como los de caseta mora y no han dejado ni uno.Que nos estamos quedando sin naturaleza alguna , triste pero cierto.

Vicente dijo...

Molinera, por supuesto que hay otras muchas cosas para preocuparse pero ¿significa que no hay que hacer caso de esto? ¿esperamos a acabar con el desempleo y luego empezamos a proteger la naturaleza? sinceramente creo que hay que pensar las cosas antes de escribir, que se pueden hacer dos cosas al mismo tiempo: caminar y mascar chicle (aunque algún expresidente de USA no fuese capaz).

Mathilde dijo...

Este tipo de atentados contra el patrimonio ambiental de zonas periurbanas debe acabar. Los gobernantes municipales deben ser los primeros en salir en defensa dicho patrimonio y hacer lo posible por conservarlo. Los ciudadanos debemos recordárselo cada día.

Raul Perales dijo...

Lo has dejado clarísimamente expuesto: la preocupante inusitada frecuencia con que se repiten últimamente este tipo de acciones.

¿Y qué parece que hacen los responsables de estas aberraciones?: "Aunque la gente no quiera... nos lo pasamos por donde más nos guste,... y ale!!! a talar...total, dos pinos más..."

Es TOTALMENTE VERGONZOSO, menuda imagen damos con actos semejantes.

Y me sumo a la pregunta que tantos nos hacemos... ¿para qué? ¿qué se va a hacer allí tan urgentemente?

Por cierto Basseta, ¿cuando te referías a que parece ser que se quiere instalar allí una gran superficie... te referías a algo tipo centro comercial o algo así?

Y lo más triste, es que seguramente no tardaremos mucho en volver a comentar una situación similar, muy a pesar nuestro.
Saludos.

Anónimo dijo...

"Enseñan que es necesario ser como los demás; ignoran que sólo es virtuoso el que anhela ser mejor. Cuando nos dicen al oído que renunciemos al sueño e imitemos al rebaño, no tienen valor de aconsejarnos derechamente la apostasía del propio ideal para sentarnos a rumiar la merienda común" (José Ingenieros, "El Hombre Mediocre").

Marta dijo...

Una gran pena. Nos hacemos mayores. Nos quedamos sin memoria.

Related Posts with Thumbnails

Blog Rank

Twingly BlogRank

Contador de visitantes

Lo último publicado en blogs ibenses

È