sábado, 25 de julio de 2009

Varapalo a la tozudez

El Partido Popular lleva varias legislaturas obteniendo la mayoría absoluta en la Comunidad y eso es indiscutible. Pero algo preocupante ocurre, sin embargo, cuando esta fuerza política, o al menos una buena parte de sus dirigentes, se muestra convencida de que puede ejercer el poder sin atender, ya no a la prudencia, sino al sentido común más evidente.

Los últimos acontecimientos relacionados con los trajes que el Bigotes regalaba a Mr. Fields (sin ningún tipo de intención de obtener un trato de favor en la adjudicación de contratos, por supuesto), nos hicieron olvidar que el Curita había sido el inspirador de una de las mayores majaderías que se han visto en la reciente historia del país: la de impartir la asignatura de Educación para la Ciudadanía en inglés (podrían haber dictado otra Orden para dar las clases de religión en inglés, pero no tuvieron lo que hay que tener).

El titular bien podría ser: "Un presidente autonómico imputado por cohecho intenta boicotear, con cargo a los fondos públicos, una asignatura que enseña a los jóvenes a ser ciudadanos". En alguna prestigiosa columna se habla de "falta de compostura" e incluso de premeditación y alevosía,

A los que dicen que los sindicatos no sirven para nada les recordaré que han sido precisamente los recursos de CC.OO. los que han permitido darle en la boca al arrogante e insípido Conseller de Educación, que ya estaba preparando la implantación del chino mandarin. Pocos valencianos desconocían que la estúpida Orden respondía al intento del político valenciano mejor trajeado de boicotear una decisión del Parlamento nacional, tras alguno de sus conciliábulos con Dña. Espe Aguirre, otra política que entiende que su trabajo no es gobernar en interés de los madrileños sino boicotear las decisiones del Gobierno central.

Pero los jueces han arruinado su ocurrencia y el Tribunal Superior de Justicia de Valencia ha dicho que la motivación de la idea es "confusa, contradictoria e incongruente", que es lo mismo que calificarla de solemne memez, pero de forma más fina y elegante. Y además, el TSJ también ha declarado nula la pretensión de la Generalitat valenciana de autorizar la objeción de conciencia respecto a la asignatura.

En resumidas cuentas, que la sentencia declara nulos tres artículos de la orden que regula la asignatura y que se refieren a la obligatoriedad de impartirla en inglés, la posibilidad de aprobarla mediante la realización de un trabajo con enfoque transversal y la opción de que los alumnos pudieran acogerse a la objeción de conciencia de la materia.

Lo que no dice el Tribunal (y dudo de que lo veamos algún día) es si Camps y Font de Mora están obligados a responder con su propio patrimonio por el exceso de gastos que tan genial ocurrencia ha supuesto para las arcas públicas. Si lo tuvieran que pagar de su bolsillo, se lo pensarían la próxima vez.

Si los políticos del PP están en primera página de los diarios, si su partido se ha convertido en la chanza del verano, si el esperpento nacional roza lo inaudito, es gracias a la tozudez de personajes como Camps, empeñados en instrumentalizar su poder regional y ponerlo al servicio de luchas ideológicas, al amparo de una imaginaria impunidad derivada de las urnas que les impulsa a actuar con una asombrosa prepotencia y un absoluto desprecio a la ciudadanía.

Pecaría de utópico si pensara que, siempre y en todo lugar, las reglas de juego democrático y del Estado de derecho acaban atajando, tarde o temprano, los abusos sectarios y partidistas. Realmente estoy convencido de que Camps y los suyos rechazarán aprender algo de la lección recibida en el episodio de la Ciudadanía en inglés, más propio de un cabaret que de una institución como la Generalitat. A lo único que aspiro es a que algún votante reflexione sobre si es justo que los políticos adopten medidas manifiestamente absurdas sólo con ánimo de boicotear las decisiones de otras instancias, hagan perder el tiempo a todo el mundo, mantengan paralizadas las instituciones sólo para irse de rositas, sin afrontar responsabilidad alguna por un fiasco que ha tenido unos costos considerables en la Comunidad valenciana, desde las tareas de organizar la oposición al atropello hasta la decisión del TSJV.

¿Por qué no subasta el Curita sus trajes para compensar con el importe a la Administración autonómica por los gastos absurdos en que incurre a causa de sus delirios? Mi compañera Susana Hidalgo lo califica de "algo más que sospechoso" en la página del PSOE, pero tengo un amigo que va mucho más lejos y defiende la necesidad de intervenir el PP y declararlo ilegal.

[Nota añadida tras leer El País de hoy: "Póngase inmediatamente la presente resolución en conocimiento de los imputados". Así concluía el magistrado José Flors su auto del pasado 6 de julio en el que se ratificaba en su decisión de continuar el proceso contra Francisco Camps, Ricardo Costa y otros dos cargos del PP valenciano por un delito de cohecho. Sin embargo, el PP considera que Camps y Costa "no están imputados". Esta sorprendente interpretación fue lanzada ayer por Federico Trillo, ex presidente del Congreso y responsable de Justicia del PP, para justificar que su partido no actúe disciplinariamente contra el presidente valenciano y su múmero dos.]

9 comentarios:

Paquito dijo...

Si los trajes que recibió Camps y que él no ha podido justificar de ninguna manera, le hubieran llegado a su casa de parte de la cofradía de sastres de la Comunidad valenciana, por ejemplo, como muestra de aprecio al presidente de la Generalitat, que representa a todos los ciudadanos valencianos, este asunto no habría llamado la atención ni habría desatado en absoluto la polémica que ha desatado. A nadie con sus facultades mentales no deterioradas se le habría ocurrido presentar una denuncia a la Fiscalía Anticorrupción por el regalo de esos trajes del presidente.

Anónimo dijo...

¡¡Joder!! Y van todos a misa, pero lo más cachondo del caso, es que los que ofician esas misas, saben de sobra que son embusteros, ladrones, mafiosos y corruptos toda la cúpula del PP. Y pensar que si esto hubiese ocurrido hace 500 años, toda esta bazofia del PP serian por lo menos OBISPOS, joder da mucho que pensar. ¿Será que todo vuelve a su origen?

Santi dijo...

Suscribo tus palabras, Jose. Yo no lo hubiera dicho mejor. Desde luego la soberbia y la prepotencia con la que están actuando les llevan a pasar la ralla de lo que es gobernar y pasarse al espacio en el que están, donde la discrecionalidad, el abuso de poder, el esperpento y el más espantoso de los ridículos les acompañan.

Con tal de boicotear Leyes aprobadas por el Parlamento Español (recordemos que es una instancia SUPERIOR a su Gobierno) han sido capaces del esperpento más absoluto:EPC en inglés. Y todavía hay gente que piensa que es una medida ocurrente y positiva, manda webs!!!

El otro día me indigné escuchando a Trillo (ya no merece el calificativo de Sr.) reclamar justicia por las filtraciones del caso Gürtel. ¿Pedirá la misma justicia que él intentó negar a los familiares del accidente del YAK-42? Este tipejo vil y rastrero que se agarra al sillón cual garrapata al cuello de un vulgar chucho callejero debería saber que su presencia en el PP no sólo no les ayuda, les perjudica. Si tuviera más de un dedo de frente, se retiraría a hacer esas paellitas que dice que tan bien le salen y nos dejaría a los demás con el placer de no tener que ver su duro careto en TV. Sólo una garrapata consentiría que se condenara a sus subordinados por una orden que él dió.

El tiempo coloca a cada uno dónde merece.

Por último una reflexión. El gobierno de Zaplana en su día me hizo pensar que era imposible hacerlo peor... pues me equivoqué, Camps lo supera con creces.

Palinuro dijo...

En el PP no están interesados en seguir directamente el diálogo social (que el Gobierno se las apañe), sino en convertir el caso Gürtel en una causa general Rubalcaba-PRISA-Policía Nacional-juzgados. Está claro que los estrategas de la derecha creen que la mejor defensa es un buen ataque por lo que han cursado multitud de demandas, querellas, denuncias a los medios judiciales en contra del Gobierno, el Ministerio de Justicia, la Dirección General de la Policía y los propios jueces por las supuestas filtraciones de un sumario secreto e incluso de un secreto que no está en el sumario al periódico del postfelipismo, su radio y TV. Esto es completamente descabellado porque equivale a sujetar a sospecha a las instituciones de gobierno de una comunidad civilizada: si los partidos, la policía y los jueces delinquen, el orden social es imposible. En el caso Gürtel ya poco más debe de quedar todavía por ahí así que el interés del PP es que se sepa todo cuanto antes, los culpables sean condenados y que el tiempo haga borrosos los recuerdos de los Jaguars, el Curita, el Bigotes, el Albondiguilla, el Cabrón, el cuarteto del trinque, con Camps y Bárcenas de galanes y la señora Aguirre, la cojonuda, de Reina de corazones de Alicia.

Selector de noticias dijo...

La FIA aparta a Renault de la carrera de Valencia.

Los comisarios determinan que el asturiano puso en peligro la integridad de los pilotos al salir a pista sin que una rueda estuviera bien fijada.

Anónimo dijo...

¿Porque no se cambia el inglés por un curso de sastre de caballeros o de vendedor de bolsos de marca? En nuestra Comunidad tendría mucho éxito.

Mathilde dijo...

Estoy esperando la dimisión del confuso, contradictorio e incongruente Font de Mora.

Ya me los imagino, "acatamos la sentencia, pero no la compartimos" ...

Anónimo dijo...

Dimitir???? Aquí no dimite ni Dios.

elvira dijo...

Fa temps vaig llegir un article en un periòdic que no he pogut obldar i sempre torna quan hi ha notícies com aquesta del govern valencià i l'educació per la ciutadania...
L'article parlava d'una espècie de malaltia que afectava els governants quan havien obtingut majories absolutes o repetien en el càrrec de forma consecutiva. En aquella ocasió parlava tant de Felipe González com de Jose M. Aznar. Es tractava bàsicament de la seua desconnexió amb la realitat, de la creació d'un univers on es sentien amos i senyors sense atendre a conseqüències ni raons, on s'envoltaven d'una cort d'aduladors que encara es allunyava més de la realitat i on mai es disculpaven o acceptaven errades. Era un article molt bó i si miren al voltant podem comprovar com des del govern central fins als dels xicotets ajuntaments podem trobar ejemples que confirmen esta síndrome, per cert crec recodar que es deia "Sindorme del tratge de l'Emperador" (i no miro a nadie)

Related Posts with Thumbnails

Blog Rank

Twingly BlogRank

Contador de visitantes

Lo último publicado en blogs ibenses

È