lunes, 20 de octubre de 2008

El camí de la Font Roja

Quiero seguir tratando el asunto del camino que comenté el sábado porque considero que es un tema importante. En esta época que nos está tocando vivir, parece que la obsesión por la propiedad privada llega a límites insospechados. Los caminos han sido siempre vías de comunicación, de contacto entre las personas. Las casas se construían cerca de los caminos, para tener a las personas comunicadas, recibir visitas, relacionarse entre vecinos. Ahora parece que prima todo lo contrario, el aislamiento, la valla protectora (que igual que no deja entrar, tampoco deja salir), y se cortan los caminos y se les pone carteles de "camino particular" y de "prohibido pasar".

Hice un comentario al texto del sábado y quiero desarrollarlo. En primer lugar, creo que es ocioso decir que el camino del que hablamos existe desde tiempos inmemoriales y para probarlo basta preguntar a alguno de los "viejos del lugar". Además, su trazado se aprecia perfectamente a vista de pájaro, tanto en el Google Hearth como en las ortofotos del Instituto Cartográfico Valenciano, tal y como se aprecia en la siguiente imagen en la que he sombreado el camino en verde para facilitar su identificación y he colocado unos rótulos orientativos (siento si no se aprecia bien, pero son las limitaciones propias del blog).



Pero lo más interesantes es que todo el camino desde la Venteta dels Cuernos hasta el Pou del Barber, así como el que sube hasta allí desde Ibi por el Barranc dels Molins, figura como "camino público" en el Catastro, tal y como se puede comprobar si se accede a la referencia catastral 03079A004090040000KE cuya ficha reproduzco a continuación:


El Reglamento de Bienes de las Entidades Locales aprobado por el Real Decreto 1372/1986, mediante su artículo 3 define que los caminos son de uso público y su artículo 5 establece que: "Los bienes comunales y demás bienes de dominio público son inalienables, inembargables e imprescriptibles y no están sujetos a tributo alguno". Por consiguiente, si se trata de un camino público es obligación de la administración local defenderlo de cualquier usurpación y garantizar el tránsito por el mismo.

En las leyes de Patrimonio del Estado, de las Comunidades Autónomas y de los Municipios se regula la potestad de investigar la situación de los bienes y derechos que formen o puedan formar parte del patrimonio de éstas (caso de los caminos y servidumbres públicas), a fin de determinar, cuando no les conste, la titularidad sobre los mismos, así como los usos a que son destinados.

El ejercicio de la acción investigadora se inicia de oficio, bien sea a iniciativa de la propia Administración titular del camino, o bien por denuncia de los ciudadanos o asociaciones. Para incentivar a la ciudadanía a colaborar en la investigación del patrimonio público, las leyes incluso establecen premios, caso de la Ley 33/2003, de 3 de noviembre, del Patrimonio de las Administraciones Públicas en cuyo artículo 48 se establece que: "A las personas que, sin venir obligadas a ello por razón de su cargo o funciones, promuevan la investigación, denunciando la existencia de bienes y derechos que presumiblemente sean de titularidad pública, se les abonará como premio e indemnización de todos los gastos el diez por ciento del importe por el que hayan sido tasados en la forma prevista en esta Ley. La resolución del expediente decidirá lo que proceda respecto al derecho y abono de los premios correspondientes. El derecho al premio, en su caso, se devengará una vez que el bien o derecho se haya incorporado al Patrimonio del Estado".

Creo que es mi obligación, y desde luego lo haría aunque no hubiese premio, poner en conocimiento de las autoridades locales los hechos, denunciar la situación del camino de la Font Roja, pedir que se promueva una investigación al respecto y que se inicien las acciones legales que permitan restablecer la legalidad. Os mantendré informados de lo que vaya sucediendo.

14 comentarios:

Santi dijo...

El problema viene cuando un "listo" pretende arrogarse la potestad de decidir sobre quien pasa o quien no pasa por el camino que cruza "su" propiedad.

Yo tuve problemas hace años con el anterior dueño de la Finca Santa María, me soltó los perror por transitar por el camino que lleva, cruzando el barranc dels molins, desde Ibi hasta el Pou del Barber (y que continúa hasta la ermita de Polop). En la discusión, en la que casi me agrede el hombre, llegó a amenazarme con "pegarme un tiro" y que estaba hasta los huevos de gente que pasaba por el camino y le tiraba "cosas" dentro de su finca. Todo esto por hacer algo tan sencillo como senderismo. El problema es que iba solo, así que era su palabra contra la mía.
Suerte en esta reclamación, aunque para mi que la suerte en estos casos no influye, solamente el trabajo bien hecho.

Anónimo dijo...

el nuevo dueño de la finca santa maria tiene sus nuevos protectores, curiosamente el guarda de la fuente roja se pone en un sitio estrategico para que no pasemos del pou del barber al barranco los molinos diciendo que es una finca particular y que por ese sitio no deberíamos pasar poniendo de ejemplo que si a mi me gustaria que pasease el por mi casa, al final le tuve que decir que a el quien le paga el sueldo cosa que el hombre me contesto que a mi no me importaba,pero también hay otros que también hay que oír como el concejal de medio ambiente que dice que el nuevo dueño no es tal malo como lo pintan y creo que nos va a dejar ver el pozo a cambio de no dejarnos pasar por la senda de la que hablamos, al final los senderistas nos tocará subir a la fuente roja por la carretera asfaltada,(eso sí con el permiso del dueño del hotel).

Pablo dijo...

Bueno, lo que parece por lo que cuenta Santi es que el cambio de dueño de Santa María no ha mejorado las cosas. Seguramente será la misma persona que colocó aquella famosa valla que tanto revuelo levantó hace un par de años y ahora ¿ya nos hemos olvidado del asunto?

Anónimo dijo...

Los dueños de los terrenos del Barranco de los Molinos están molestos con el paso de las bicicletas.

Amigo dijo...

Espero que haya más ecologistas o amigos de las montañas que protesten por este tema, porque sería una vergüenza dejarnos arrebatar una cosa pública que es de todos.

Vicente dijo...

Yo lo que no me explico es que en el mismo cartel que pone "Finca Particular" esté el logotipo del parque de la Font Roja y el del la Generalitat Valenciana. Desde cuando es misión de las administraciones prestar su imagen a los particulares. A ver si resulta que el culpable no es el dueño de las fincas o de los terrenos, sino la administración del parque.

Clase media baja dijo...

O sea que hay un señor propietario al que no le gusta que pasen por delante de su casa y hay un guarda que cobra de la Administración que se encarga de vigilar el paso.

¡Increíble!

Pues donde yo vivo, en el Desvío, pasan diariamente miles de coches, furgonetas, camiones y motos a escape libre, y no hay ni un puñetero guardia que controle nada.

¡Siempre ha habido clases!

Anónimo dijo...

Me encanta ir por esa zona con la bici de montaña y, a día de hoy, sigo sin tener claro por dónde se puede pasar y por dónde no. Por ejemplo, ¿alguien me pude decir si se puede subir en bici hasta Foiaderetes por el Barranc dels Molins? Muchas gracias

"el explicao" dijo...

esto es la entronización del más infecto caciquismo.

Santi dijo...

Al anónimo del post del Barranc dels Molins y las bicicletas. Habría que pedirles certificado del catastro como que los terrenos son suyos, que me huele a mi que no lo son, que son de titularidad pública, al menos los dos caminos que cruzan el barranc.

Santi dijo...

Y una duda Jose Vicente. ¿puede un titular de cualquier finca prohibir el acceso a un manantial o fuente que brote de forma natural en su propiedad? Yo tengo entendido que no ¿puede hacerlo?

Asociación de Vecinos dijo...

COMUNICADO DE LA ASOCIACION DE VECINOS DELS BARRANCS DELS MOLINS.

Los carteles que se han puesto en el GR-7 y el CAMINO DE FOLLADERES, han sido colocados por orden de la dirección del Parque de la Font Roja a petición de esta Asociación, y solo pretenden indicar que en el recorrido de ambos caminos, nadie puede meterse en la propiedad privada sin permiso, salvo lógicamente el personal autorizado, que son los agentes medio-ambientales en el ejercicio de su función. Aclarado esto, ni que decir tiene que el paso por dichos caminos no está prohibido, siempre y cuando los caminantes cumplan el resto de las normas que abajo dejamos indicadas.

Desafortunadamente, la Conselleria para justificarse ante la opinión pública de un urbanismo "arrollador", ha creado muchos parques donde no hay un solo metro de propiedad privada, este es el caso de Ibi, y los vecinos particulares tienen que soportar la presión de los que por allí transitan incumpliendo las normas (Solo los incivilizados, no todos..., por supuesto), tanto porque no se vigila por medios públicos en toda su intensidad, porque tampoco hay presupuesto para mas guardas medio-ambientales, como por no realizar la publicidad necesaria informando al público en general de sus obligaciones con carteles que no parezcan "jeroglíficos" como los que ahora existen.

Asi por ejemplo, las bicicletas que transcurren por el parque que teóricamente no pueden hacerlo, como no van paseando sino compitiendo muchas veces, ponen en peligro la seguridad de los caminantes - Todos nos hemos encontrado 5 o 6 bicicletas juntas, y nos hemos tenido que apartar ante su paso. Los que buscan setas en propiedades privadas que deberían pedir previamente permiso a su dueño, no lo hacen y despues de la temporada, el bosque en algunas zonas tiene todo el aspecto de un campo de batalla; también se deja basura por muchos sitios, porque tampoco hay contenedores, etc., etc.

Es cierto que de forma continuada se está violando el derecho constitucional de disfrutar "pacíficamente" de la propiedad privada, que es aplicable a todos los ciudadanos, incluso a los propietarios que están en el perímetro del Parque Natural de la Font Roja.

Estas son las normas que se deben cumplir, cuando se haga senderismo y excursionismo en el Parque de la Font Roja (Art.43 del Plan del Parque), y esta Asociación agradece siempre la ayuda de todos para su efectivo cumplimiento.

1. Respetar las normas de uso público establecidas en el parque.
2. Evitar recolectar frutos de bosque.
3. Preparar la excursión de manera que los embalajes, botellas, latas, etc. sean mínimos y así evitar tener más basuras para llevarse a casa después.
4. Traer bolsas extras para guardar sobrantes, recoger basuras, etc.
5. En sendas e itinerarios estrechos andar en hilera de uno para evitar ampliar los caminos.
6. Avisar a los compañeros de la presencia de pequeños animales o plantas delicadas en el camino, para prevenir que sean aplastados.
7. Colaborar en recoger las basuras que otros visitantes hayan abandonado en zonas remotas del parque.
8. Respetar las barreras, señales y otros objetos en las propiedades públicas y privadas.
9. Pedir permiso a los propietarios que se encuentran en sus fincas cuando los itinerarios cruzan alguna propiedad privada (GR-7, PR V-26, les Caves) y respetar el derecho a la privacidad.

Anónimo dijo...

Desde la 1 hasta la 8 me parecen normas muy lógicas. La nº 9 me parece una solemne estupidez.

Anónimo dijo...

Leo en el Información que el director del Parque de la Font Roja dice que el corte del camino sólo afecta a los vehículos y no a las personas que circulen a pie, lo cual parece cierto.

Lo que no tengo tan claro es eso de que "se trata de un acceso a una finca particular" (salvo que la Font Roja se considere particular). Si lo que quieren es que los buscadores de setas no entren en las fincas privadas, lo que tienen que hacer es decirlo claramente y poner todos los carteles que quieran, y poner toda la vigilancia que quieran, pero nunca anunciar una prohibición con carácter general como la que han puesto.

Related Posts with Thumbnails

Blog Rank

Twingly BlogRank

Contador de visitantes

Lo último publicado en blogs ibenses

È