jueves, 25 de octubre de 2007

La historia de las palabras

En el aprendizaje y el desarrollo de cualquier ser humano intervienen muchos profesores, alguno de los cuales deja más huella que otros. Yo recuerdo con especial cariño a unos cuantos, entre los que está mi profesor de Derecho Romano, Victoriano Sainz (con el que llevo un par de años colaborando para impartir algunas clases prácticas a alumnos de 1º y 2º de la carrera de Derecho en la Universidad de Alicante).

Victoriano Sainz tenía y tiene la sana costumbre de explicar sus lecciones con la ayuda de la etimología (ciencia que estudia la historia de las palabras: cuándo son incorporadas a un idioma, de qué fuente, y cómo su forma y significado han cambiado).

Llevaba tiempo barruntando escribir algo sobre mi predilección por lo 'común' o lo 'comunitario', porque estoy cansado de observar a mi alrededor una tendencia generalizada a defender lo 'privado' o 'individual' frente a lo 'común', pero no sabía como empezar. Quería hablar de la importancia del 'bien común' frente al 'bien individual' en la determinación de las acciones sociales (individuales y colectivas), pero no estaba inspirado.

Así que me acordé de las lecciones de Victoriano, busqué la etimología de la palabra y quedé grátamente sorprendido. En latín "commune" significaba ‘comunidad’. Y "communis" es palabra compuesta de "com"+ "munis" que significa ‘corresponsable’, ‘cooperante’, ‘que colabora a realizar una tarea’. "Munis, mune" significa en latín ‘servicial’, ‘cumplidor de su deber’, de ahí que "in-munis" signifique ‘exento de toda obligación’, ‘libre’.

Por su parte, “munis” deriva de la antigua palabra latina "munia", que significa ‘oficios’, ‘obligaciones’, ‘tareas públicas’. Del latín "muni-ceps" (de "munus", ‘oficio, obligación, tarea’ y "capere", ‘tomar’) viene la palabra española municipio. En latín "municipium" eran las ciudades autónomas del Lacio que tenían frente a Roma las mismas "munia", los mismos derechos y deberes, que los ciudadanos romanos.

Así pues, la “Communitas” era la agrupación de personas vinculadas entre sí por el cumplimiento de obligaciones comunes y recíprocas.

Siguiendo el “Breve Diccionario Etimológico de la Lengua Española”, de Joan Corominas, comprobamos el árbol de palabras relacionadas o derivadas de 'común' y de 'municipio':

Común (1220-50), del latún "communis", ‘común’.
Derivados: comunal, ‘común’ (1220-50); descomunal, ‘extraordinario’ (1330); comunero (1370); comunidad (1440); comunismo (1884); comunista (mediados del siglo XIX); comunicar (1438), tomado del latín "communicare", ‘compartir’, ‘tener comunicaciones con alguien’; comunicación (hacia 1440); comunicado; comunicante; comunicativo (siglo XVI).

Municipio (1490), del latín "municipium", ‘municipio’, compuesto de "munus", ‘oficio, obligación, tarea’ y "capere" ‘tomar’. Derivados: municipal (1734); municipalidad; municipalizar.
Si nos paramos a pensar, comparten el mismo tronco u origen expresiones que utilizamos diariamente, como 'Comunidad de Vecinos', 'Comunitat Valenciana', 'Comunidad Económica Europea', 'bosques comunales', 'Comuneros de Castilla', 'Partido Comunista', 'medios de comunicación', 'comunicado de prensa', etc.

Pese a la belleza de esta sugerente familia de palabras, lo cierto es que nuestra sociedad muestra una tendencia hacia la individualización, lo que para algunos no sino parte del proceso de afianzamiento de la libertad de acción y decisión de cada ser humano, que busca un campo de acción propio, sin ligaduras sociales.

Pero parece lógica la necesidad de asumir un análisis respecto de esta aparente dicotomía entre lo social y lo individual, o dicho de otra manera conjugar el 'yo' y el 'nosotros'. A poco que reflexionemos nos daremos cuenta que las cosas van mejor cuando se opta por ayudar a otros y no por ayudarse a sí mismo, ya que se genera una sinergia de beneficio mutuo, que no es otra cosa que ese 'bien común' que tanto perseguimos.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Mare meua com t'espliques! M'encanta llegir-te cada matí. Ara mateixa acabe de vore a l'INFORMACION unes quantes burrades dites des d'un púlpit a Alcoi.
M'agradaria poder llegir comentaris al respecte escrits des del teu punt de vista que sempre em resulta molt interessant. Gràcies.

Basseta dijo...

Crec que et referixes a l'homilia del sacerdot José Cascant, vicari de Sant Jordi i fins fa poc responsable dels temes religiosos de les Festes de Moros i Cristians d'Alcoi, en la que va afirmar que "el islam es positivamente un evidente peligro para la supervivencia de la cultura occidental".

Imagine que els musulmans pensaran els mateix dels catòlics i així, amb tan pocs ingredients, ja tenim muntada una guerra de religió, que és el que li agrada al poder: mentres es discutix de religió, no es pensa en altres coses.

Este capellà se sentirà orgullós successor de sants com Lluís IX, canonitzat poc després de la seua mort, tan intransigent que va obligar als jueus, a qui va denominar "basura", a portar distintius que permeteren reconéixer-los (et sona?).

Lluís IX va ser el responsable de la 7a i 8a Croades, últims intents de defendre la presència cristiana en Terra Santa (Orient Pròxim) que van acabar en sengles desastres militars.

Fa ja molts anys que els Papes es van inventar "la Guerra Santa" i els Reis van enviar als seus vassalls per a crear nacions en orient, i no resulta difícil rastrejar conseqüències actuals que provenen d'aquelles velles pugnes, com per exemple, el fonamentalisme (tant de musulmà com cristià).

M'agradaria parlar algun dia de tot açò amb més tranquil·litat, però m'agradaria documentar-me un poc i rellegir alguns llibres molt interessants, com per exemple, el de Manu Legineche sobre la Primera Croada titulat "El viaje prodigioso: 900 años de la primera cruzada" i en el que ens explica que "Todos los siglos han sido religiosos y los enemigos han sido siempre los mismos: no los hombres en sí, sino los dioses que los hombres inventaron".

Related Posts with Thumbnails

Blog Rank

Twingly BlogRank

Contador de visitantes

Lo último publicado en blogs ibenses

È